Fabricación, reparación y mantenimiento de cisternas

Historia

En 1939 D. Juan José Fernández Novillo constituye una pequeña empresa destinada a la fabricación y reparación de Calderería de cobre para uso en la industria de la elaboración de Alcohol y Vino. Posteriormente, hacia el año 1950, la empresa extiende su actividad a la fabricación y reparación de cisternas desmontables en acero al carbono, las cuales eran recubiertas interiormente de estaño con el fin de protegerlas contra posibles efectos de la corrosión.

Es a finales de 1950 cuando se establece una sociedad de trabajo entre su fundador y D. Luis Mellado Merchán constituyéndose los Talleres Fernández y Mellado, que inician una especialización en la fabricación y reparación de cisternas sobre vehículos o plataformas semirremolques.

Desde finales de 1950 hasta 1970 se empieza a desarrollar la fabricación de cisternas para transporte de mercancías peligrosas según especificaciones CAMPSA, adoptándose en estas cisternas sistemas de seguridad en sus equipos de servicio que posteriormente serían recogidos como obligatorios por la reglamentación española TPC-79. Hacia 1961 el fundador de la empresa delega su parte de la empresa a su hijo D. Juan José Fernández Rey (actual Director Gerente) el cual sigue como socio de D. Luis Mellado Merchán hasta que en 1977 éste se jubila y queda como Director Gerente el actual.

Es en esta década de 1970 cuando se inicia la especialización en la fabricación de cisternas en acero inoxidable adaptadas a la legislación sobre transporte de mercancías peligrosas por carretera vigente en Europa (ADR-73), que hasta 1979 no sería de obligatoriedad en España.

En 1979 se efectúa el primer proyecto para homologación de cisterna para transporte de mercancías peligrosas por carretera supervisado por la Entidad Colaboradora Bureau Veritas, quedando inscrita la empresa con el nº 05 del registro especial del Ministerio de Industria de fabricantes de Cisternas destinadas al transporte de Mercancías Peligrosas. Hacia 1981 se fabrica el primer vehículo como cisterna autoportante con dictamen favorable de la Escuela de Ingenieros Industriales de Madrid y se montan las primeras suspensiones neumáticas con realización de ensayos de frenado por empresas externas.

En 1991 desaparece como nombre comercial Talleres Fernández y Mellado constituyéndose la empresa TAFYM, S.A. y la marca TAFYMSA. En 1996 se amplía y se traslada la industria a sus nuevas instalaciones ubicadas en el Polígono Industrial "Pozo Hondo" Avda. Castilla La Mancha, 1 de Campo de Criptana (Ciudad Real). Las nuevas instalaciones de 4000 m2 de los cuales 2500 m2 se destinan a nave de producción, almacenamientos y oficinas.

La plantilla actual y los medios de producción existentes aseguran con sobradas creces las expectativas de producción y requisitos de calidad exigidos por sus clientes habituales, muchos de los cuales disponen de Sistemas de Calidad implantados y certificados. Desde sus inicios hasta la actualidad TAFYMSA, ha velado por los requerimientos del cliente adelantándose a las nuevas tecnologías y reglamentaciones sobre la fabricación y reparación de todo tipo de cisternas para transporte de mercancías convencionales, peligrosas y perecederas, disponiendo de multitud de homologaciones en cada campo que satisfacen las expectativas y confianza de sus clientes.